Hoy vuelvo a traer a este blog el tema de la prostitución, que ya traté en 2018 (ver publicación en Mundiario) cuando, a la vista de los acontecimientos de entonces y la situación de legalidad/ilegalidad en España, les hablaba de la relación de la prostitución con el PIB (aquí y en Europa), y finalizaba con algunas preguntas. Les animo a leerlo antes de continuar.

Una vez que en mayo pasado se aprobó en el Congreso de los Diputados el Proyecto de Ley Orgánica de Garantía Integral de la Libertad Sexual, conocida popularmente como ley del “solo sí es sí”, en cuyo preámbulo se dice que «las violencias sexuales constituyen quizá una de las violaciones de derechos humanos más habituales y ocultas de cuantas se cometen en la sociedad española, que afectan de manera específica y desproporcionada a las mujeres y a las niñas, pero también a los niños«, hoy les traigo este interesante artículo publicado en TheConversation con una visión sobre este tema de expertos en violencia de género, donde se comenta también de dónde venimos y a dónde vamos… de momento.

Vean:

Las mujeres prostituidas no ejercen la prostitución, la padecen. Por eso son víctimas. Por tanto, el Proyecto de Ley Orgánica de garantía integral de la libertad sexual aprobado en el Congreso de los Diputados de España no garantiza la libertad sexual ni otros muchos derechos.

Origen: No abolir la prostitución reduce a las mujeres a meras anatomías pasivas

Soy consciente de que es un asunto complejo, pero ¿Qué opinan sobre el mismo? ¿Y sobre el gran avance, o no tanto, que supone esta ley?

¡Saludos!

#España #prostitución #mujeres #abusosexual #PIB