Hoy vuelvo con esta serie dedicada a las Comunidades Autónomas para mostrar algunos datos de su Producto Interior Bruto (PIB) y de su evolución en los últimos años (repartido en dos entradas).

Una definición del PIB es que se trata del conjunto de los bienes y servicios producidos en un país (o zona geográfica) durante un espacio de tiempo (normalmente un año).

De forma habitual se suele decir que el PIB es una forma de cuantificar la riqueza generada en un país y, y dado que su cálculo sigue unas metodologías y criterios compartidos a nivel internacional, es útil para realizar comparaciones. No obstante, sobre la utilización del PIB como indicador del nivel de desarrollo de una economía (y de una sociedad) les extracto una frase de una publicación anterior que puede resumir una idea: “… aunque el PIB sigue siendo el indicador más utilizado por los políticos en general para medir el éxito y el desarrollo económico de un país, y también como referencia para elaborar sus políticas macroeconómicas, la gran mayoría de las personas no evalúan el progreso económico de sus respectivos países por el PIB, sino por los cambios experimentados en sus propias condiciones de vida…”, y les invito a leer la entrada titulada: “¿Es el PIB un buen indicador para medir la economía?

EVOLUCIÓN PIB ESPAÑA (2000 – 2020)

Volviendo al tema, como en otras ocasiones comenzaré por mostrar una visión general del PIB en España y su evolución en los últimos 20 años:

Como puede verse, el PIB mantuvo una senda ascendente desde el año 2000 hasta 2008, año a partir del cual, y debido a la crisis financiera mundial (agravada por la burbuja inmobiliaria en España), fluctuó a la baja, no volviendo a llegar y superar este nivel hasta el año 2016. A partir de entonces, la economía siguió creciendo hasta 2019, y ya en 2020… ¡qué les voy a contar!, llegó el Covid-19 y, además de gravísimos efectos sobre la salud y daños irreparables, supuso que en 2020 el PIB cayera y se situara levemente por encima de lo marcado en 2016.

PIB CCAA 2019

Pero para tener una imagen sobre cómo estaban las CCAA en 2019, antes de la pandemia, les he preparado este cuadro, en el que pueden verse las diferencias en volumen de PIB:

Sobra decir que en la capacidad de generar riqueza influyen muchos factores, por ejemplo, la dimensión territorial, la población y su nivel de formación, la inversión de capital, el grado de industrialización y de digitalización, la distribución de la actividad entre sectores económicos, las tecnologías utilizadas, la capacidad de exportación, la productividad… 

Aquí se ve como están al frente las Comunidades de Madrid, Cataluña, Andalucía y Comunidad Valenciana, todas por encima de los 100.000 millones de euros, aunque con grandes diferencias. Les sigue País Vasco, Galicia y Castilla y León, por encima de los 50.000 millones.

Otra forma de ver el peso que cada Comunidad Autónoma tiene en el total nacional es ver el porcentaje que representa, miren:

Aquí es más fácil ver que entre las tres primeras generan más de la mitad del PIB español (51,64%) y, si sumamos las siguientes cuatro en orden descendente de porcentaje llegamos a más de tres cuartas partes (76,93). Sólo es una forma de verlo que demuestra la disparidad de condiciones y factores que permiten esta amplitud, y que Comunidades a priori diferentes, como son Navarra y Extremadura, tengan una participación muy similar en el PIB (1,68 y 1,66% respectivamente).

Hasta aquí por hoy, con esta primera visión. En una próxima entrada continuaré con aspectos como el PIB per cápita, su variación entre el año 2000 y el 2019, y su grado de dispersión, finalizando con las perspectivas para el PIB en España.

Espero que les resulta interesante y que jueguen con las cifras intentando buscarles explicación.

¡Saludos!

#PIB #CCAA #España #ComunidadesAutónomas #Evolución #Volumen #Previsión