Estos días en los que estamos mayormente “confinados” y además navegando mucho por Internet he visto crecer dos enfermedades, además del #coronavirus.

Una es el aumento de los bulos y las noticias falsas, sobre lo que escribí una entrada en este mismo blog, titulada “Malditos bulos – Fake news“, y la segunda es la proliferación de los “listos” de Internet, que mediante intentos directos o a través de email quieren engañarnos, robarnos, comprometernos, y cosas peores.

Sobre esta segunda enfermedad, me ha parecido muy interesante este primer artículo, de la página del BBVA, que tiene que ver con los datos e información que existe en Internet de cada uno de nosotros, sin que muchas veces seamos conscientes, también llamada huella digital y cómo podemos conocerla para poder ser la primera linea de defensa ante ataques:

Algunos consejos para aprender a controlar el rastro digital y evitar ser víctima de los ciberdelincuentes.

Origen: Huella digital: ¿qué es y cómo controlarla?

Y además, lo que se llama directamente fraude por Internet, para lo que os paso este artículo de la página oficial de la Oficina de Seguridad del Internauta, que habla del fraude online, y desde la que podéis acceder a temas como el phising, spam, etc. etc. También es conveniente suscribirse (desde el apartado Boletines) y os mantendrán informados de resúmenes semanales, y/o de las alertas que surgen en cada momento y, por supuesto, podéis realizar una pregunta directa sobre vuestro caso desde el apartado Contacto. Yo la utilizo y es muy útil para estar informado y saber qué hacer según los casos (@osiseguridad).

Tened en cuenta que la amplitud y contenido de nuestra huella digital puede favorecer posibles intentos de fraude. Es conveniente que sepamos qué es lo que los demás saben de nosotros vía Internet, y actuemos en consecuencia.

¡Cuidaros! también en Internet.

¡Saludos!

Recuerda: #Quedateencasa #YoMeQuedoEnCasa

#Internet #Fraude #HuellaDigital #Bulos #NoticiasFalsas